La seguridad vial de los niños


¿Una buena educación vial podría evitar muchos accidentes de tráfico con niños? Parece razonable pensar que sí mejoraría su seguridad vial.


Otras medidas que se adopten podrán ser también deseables y eficaces, pero la educación vial -tanto de peatones de cualquier edad como de conductores- es fundamental.


¿Y cómo se les puede educar para que sean respetuosos y previsores ante el tráfico cada vez más denso y peligroso? En muchos colegios ya se imparten clases sobre ello, y hasta se cuenta en los patios de recreo con dibujos simulando carreteras marcadas en el suelo con señales de tráfico que respetar. Por su parte, los padres deben ir enseñando también desde muy pronto a sus hijos a evitar ser atropellados, dejándoles bien claro que no crucen solos y, más adelante, que crucen sólo por los pasos de cebra y sólo tras mirar bien y comprobar que no hay ni viene ningún peligro. Igualmente, a esperar cuando el semáforo está en color rojo para los peatones. Y, por supuesto, darles el mejor de los ejemplos: que no les vean saltarse esas reglas que intentan inculcarles a ellos. Y todo ello es conveniente enseñarlo e intentar crear los hábitos correspondientes desde temprana edad. Por su seguridad.

En el juego de mesa educativo CORDIAL EL JUEGO DE LAS BUENAS MANERAS, entre otras muchas cosas, hay algunas casillas dedicadas a concienciar sobre la prudencia en las situaciones más peligrosas: cuando hay que cruzar una carretera. Así, el paso de cebra y el semáforo en rojo tienen cabida en él, y en el caso del semáforo en rojo el juego tiene una consecuencia singular para recalcar su importancia, así como de la prudencia y la paciencia. Igualmente, en el juego queda reflejada en otra casilla la necesidad de usar el cinturón de seguridad. Asimismo, la necesidad de portar casco y otras protecciones cuando se circula en bicicleta o patinete o similares. Y todo ello lo irán aprendiendo e interiorizando mientras juegan y se divierten.




3 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo